La única verdad, es la verdad misma

September 15, 2015

 

Asusta el grado de odio al que la sociedad peruana está expuesta y que destila a través de las redes sociales. Todos piden la cabeza de alguien. De un extremo al otro del espectro político, todos creen ser más santos, menos corruptos y hasta angelicales, a diferencia de sus enemigos. ¿A ese punto hemos llegado, que nos es imposible soportar que exista gente que piensa, siente, ama y/o le gusta algo que es diferente de lo que a mí me interesa? ¿Tan pobre, mezquina y baja es nuestra idea de sociedad?

 

Exacerbados y cegados por el odio y la intransigencia, somos incapaces de ver la realidad sin nuestras anteojeras. Nuestro campo de visión y de comprensión se empobrece conforme los ánimos se calientan. Nos detenemos en las mentiras en las que se enredan nuestros políticos. Tomamos bandos y nos enfrentamos como se enfrentan las mafias callejeras. Lo que sucede en nuestro congreso se replica en las calles y llega a las redes sociales y regresa a las calles. El circuito de una perversa montaña rusa a la que no queremos detener. Esa es la verdad, somos los únicos culpables de todo lo que pasa.

 

No sabemos votar. Esa es otra verdad, que junto a una tercera devastadora verdad - somos un pueblo que no lee, por lo tanto, nadie sabe qué proponen los candidatos -  entonces, terminamos votando por el que tiene cara conocida, el que más carteles pone, el que te acaba de robar, el que te robó antes , el que jura por el pueblo, por dios, por la patria y por la plata. Así de cagados estamos. Así de cagado es el panorama. ¿Solucion?  Simple: #VotaViciado, hasta que comprendan que el menú que nos presentan huele mal y que ya es hora de limpiar la cocina y presentarnos platos apetitosos y nutritivos. Para que lo puedan ellos entender, NO queremos más gato por liebre. Queremos autoridades, probas, competentes y con experiencia. Candidatos sin cuestionamientos. Partidos políticos establecidos y democráticos. Planes de gobierno inteligentes y que comprendan las diversas necesidades que el país y la población requieren. Super simple!

 

Hoy nos enfrentamos entre la decisión de creerle a quien se cree la reina del Perú o creerle a quien se computaba la nueva reina del periodismo. Cuando todo esto y lo anterior, es decir, Ecoteva, petroaudios, narcoindultos, agendas, cheques, amigas, hermanos, tarjetas, etc, etc, etc, no tendría que estar sucediendo si los implicados en tanto sancochado se pararan ante la justicia o ante las autoridades correspondientes y, por supuesto, ante la sociedad peruana, con su abogado y toooodaaassss sus pruebas en la mano. Punto!  Se acabaría el ruido, las peleas, los odios, los insultos, las acusaciones y las comisiones investigadoras.

 

Por eso señores aprendamos a votar. Aprendamos a exigir lo urgente. Lo primordial. Lo que sin su presencia, todo lo demás es imposible. Exijamos un ESTADO. Un Estado que funcione. Con instituciones limpias de indeseables. A las cuales les creamos y respetemos. Exijamos candidatos óptimos. No nos merecemos menos, ya hemos aguantado demasiado. Y no aceptemos más acciones dudosas en nuestros políticos. Exijámosles a todos por igual que hagan lo correcto. Que presenten las pruebas completas que los exima de las acusaciones. Si son tan inocentes todos, como dicen, entonces para qué dilatar las cosas o tratar de bloquear las investigaciones o insultar al contrario? Basta con demostrar que se equivocan y que son sanos y sagrados. Así de sencillo señores. La única verdad, es la verdad misma.

Please reload

Featured Posts

Perfiles 1 / fiorella rodríguez y el beneficio de la duda

October 30, 2015

1/5
Please reload

Recent Posts

June 28, 2016

Please reload

Search By Tags
Please reload

Follow Us
  • Facebook Classic
  • Twitter Classic
  • Google Classic